¿Vino caliente y con especias?

jueves, 3 de septiembre de 2009

¿Vino caliente y con especias?

El vino se adapta a todas las situaciones,  encuentros, fiestas, al aire libre, a puertas cerradas, y se toma frío, natural y también caliente. Sí, en algunos países de Europa, como Dinamarca, Suecia, Noruega, Alemania y Finlandia, se estila  tomar vino caliente con especias, para sobrellevar mejor la época del frío intenso.

El momento del año en que más se toma esta bebida caliente es Navidad, debido al  fuerte frío que se pasa en esa fecha. A este vino se le llama Glögg, Glögi y tiene otros nombres según el país donde se tome. Su origen se remonta a Suecia, pero cada vez lo consumen en más países, ya que al tomarlo se entra en calor, y es ideal para tomar en la tarde, acompañado de galletitas, o frutos secos como almendras, nueces y también pasas.

Se debe beber sólo una copa para lograr el objetivo de entrar en calor, y no se necesita más. Al vino se le agregan especies, y cada uno puede ponerle las que más le gusten, pero la costumbre es utilizar canela, clavo, miel o azúcar, piel de naranja y de limón. Se suele tomar vino tinto para esta bebida, pero hay quienes lo cambian por vino blanco y deciden agregar jengibre y pimienta a su bebida.

Esas especies se deben dejar macerar en el vino, y luego se calienta a fuego lento hasta que la miel o el azúcar se derriten, se deja reposar unos 10 minutos y está listo para tomar.

Una manera diferente de tomar vino, incluso interesante conocer por qué en tantos países lo toman; seguramente tendrán  un buen motivo, habrá que comprobarlo.

Fuente: elgrancatador.com