Concha y Toro y su nueva línea de vinos Sendero

viernes, 4 de diciembre de 2009

Concha y Toro y su nueva línea de vinos Sendero

Concha y Toro, como parte de sus planes de innovar con más opciones para el consumidor, presentó en Caracas su línea de vinos Sendero, la cual viene a ofrecer un producto de comprobada calidad, a un precio accesible.

Rodrigo Maturana, jefe de la marca, comentó que el costo podría ubicarse por encima de su producto Frontera y por debajo de Casillero del Diablo, todos producidos por este viñedo.

Según indicó, esta iniciativa se debe a que en el país, en los últimos años se ha mostrado un mayor interés por el vino, específicamente como acompañante de comidas.

"Queremos entregarles a nuestros compradores una alternativa más económica, a través de 7 cepas ideales para distintas ocasiones. Es una propuesta que se podrá obsequiar en diciembre, pues viene con una caja de presentación para regalos muy atractiva visualmente”.

El lanzamiento se llevó a cabo sólo en las ciudades de Caracas y Margarita, y estará apoyado con una campaña gráfica en puntos de venta y con un video que será divulgado en algunas presentaciones internas con clientes y representantes de medios de comunicación social.

El vocero resaltó que mantienen una inversión en impresos y puntos estratégicos con Ron Santa Teresa. Asimismo, indicó que para esta etapa de iniciación tienen contemplado distribuir de 10 a 15 mil cajas y que, en un mediano plazo, la meta es llegar a comercializar unas 50 mil cajas anuales. Las siete presentaciones de Sendero ya están disponibles en las licorerías y en las principales cadenas de automercados del país.

Para gente joven

Mario Miranda, enólogo principal de Concha y Toro, explicó que esta nueva línea de vinos Sendero es de segmento varietal, desde el punto de vista enológico. "Es un producto que refleja las características de la cepa, como el color de las frutas y los distintos grados de complejidad con las maderas". Concha y Toro, como parte de sus planes de innovar con más opciones para el consumidor, presentó en Caracas su línea de vinos Sendero, la cual viene a ofrecer un producto de comprobada calidad, a un precio accesible.

Rodrigo Maturana, jefe de la marca, comentó que el costo podría ubicarse por encima de su producto Frontera y por debajo de Casillero del Diablo, todos producidos por este viñedo.

Según indicó, esta iniciativa se debe a que en el país, en los últimos años se ha mostrado un mayor interés por el vino, específicamente como acompañante de comidas.

"Queremos entregarles a nuestros compradores una alternativa más económica, a través de 7 cepas ideales para distintas ocasiones. Es una propuesta que se podrá obsequiar en diciembre, pues viene con una caja de presentación para regalos muy atractiva visualmente”.

El lanzamiento se llevó a cabo sólo en las ciudades de Caracas y Margarita, y estará apoyado con una campaña gráfica en puntos de venta y con un video que será divulgado en algunas presentaciones internas con clientes y representantes de medios de comunicación social.

El vocero resaltó que mantienen una inversión en impresos y puntos estratégicos con Ron Santa Teresa. Asimismo, indicó que para esta etapa de iniciación tienen contemplado distribuir de 10 a 15 mil cajas y que, en un mediano plazo, la meta es llegar a comercializar unas 50 mil cajas anuales. Las siete presentaciones de Sendero ya están disponibles en las licorerías y en las principales cadenas de automercados del país.

Mario Miranda, enólogo principal de Concha y Toro, explicó que esta nueva línea de vinos Sendero es de segmento varietal, desde el punto de vista enológico. "Es un producto que refleja las características de la cepa, como el color de las frutas y los distintos grados de complejidad con las maderas".

Ofrece una diversidad que incluye 2 blancos, 4 tintos y un rosado. "Puede ser una opción para cada ocasión, y por su precio podría ser de consumo diario, pues no se necesita un evento especial para ser consumido. Sendero está a la mano del consumidor".

El target que determinaron los voceros, es de hombres y mujeres mayores de 18 años, pertenecientes al estrato socio-económico medio y medio alto, no expertos en vino, que valoran la buena comida y que están acercándose a esta categoría.

Con mucho color y carácter

A juicio del enólogo Mario Miranda, los vinos rosados han ganado mercado pues, según señaló, hay un mayor aumento de consumo que es reflejado en una tendencia mundial. En el caso particular de Merlot Rosé (que ofrece la firma en estos momentos), mencionó que viene a romper los esquemas, ya que su color es algo más intenso con respecto a los vinos rosados de otras marcas que se comercializan en Venezuela.

Dijo que refleja tonos que muestran un escarlata azulado, que se logra al obtener el jugo de la uva, la cual se macera con la piel en un tiempo muy definido. "Logra un tono que no es muy pálido ni muy oscuro, y que da una sensación de frescura".

Fuente: el-carabobeño.com